Digitalización en el transporte de contenedores, ¿Estamos liderando el cambio?

La digitalización en el transporte de contenedores es una apuesta y una realidad con distintas claves

Digitalizacion en el transporte de contenedoresNo hablaba sólo de logística Angela Merkel durante la reunión del World Economic Forum en Davos, cuando en 2015 pronunció estas palabras: «[Debemos] lograr pronto la fusión entre el mundo de Internet y el de la producción, pues de lo contrario, quienes lideran el ámbito digital nos arrebatarán la producción industrial». Muy probablemente nos estamos jugando, en términos globales, algo más que la cuenta de resultados del próximo año; nos jugamos el liderazgo futuro.

Desde entonces, basta echar un vistazo a la vigilancia tecnológica, para corroborar las distintas velocidades de implantación de la digitalización.

En nuestro país, el Instituto Coordenadas de Gobernanza y Economía Aplicada coloca a la cabeza de la transformación digital en España, en su análisis, a una decena de compañías; ninguna relacionada con puertos o logística.

A nivel global, y entendiendo la automatización de terminales como transformación digital, la apuesta es decidida. Aunque sólo el 3% de las terminales están automatizadas de forma total o parcial, el grupo Marketandmarkets proyecta para los próximos tres años un crecimiento de este mercado del 20%. La mayor parte de las empresas que gestionan terminales han dado pasos en este sentido.

Normalmente las inversiones relacionadas con automatización son considerables. En el ámbito de la transformación digital nos centramos en resolver problemas concretos partiendo del concepto de escalabilidad, lo que hace la inversión más progresiva en función de los resultados parciales.

Una sencilla definición de transformación digital sería “la integración de tecnología digital en todas las áreas de una empresa, cambiando fundamentalmente la forma en que opera y brinda valor a sus clientes. ¿De qué tecnologías hablamos? IoT (básicamente sensorización), Big Data, Machine Learning, Realidad Aumentada y/o virtual, Blockchain…etc.

A pesar de todo este terreno por conquistar, la digitalización en cualquiera de sus acepciones no debe ser un fin en sí mismo, sino una forma de habilitar la solución.

Existe el consenso generalizado de que hay que adentrarse en esta nueva revolución, la clave es cómo. El panorama actual está salpicado de casos de éxito en la aplicación de la digitalización de forma disruptiva, pero esa gloria estará reservada a unos pocos. Pronto estas tecnologías serán tan comunes y usuales como hoy en día lo son internet, el email o la informática.

Claves y retos de la digitalización en el transporte de contenedores

Desde la experiencia en este tipo de proyectos, vemos que son más parecidos al desarrollo de software que a un proyecto de inversión en infraestructura, y que hay pilares que no pueden faltar en los proyectos de digitalización en el transporte de contenedores:

  • Expertos en el dominio. Se denomina de esta forma a los expertos en el negocio, aunque la digitalización les sea ajena. Marcarán el rumbo del proyecto y medirán el éxito final. Asegurarán que no nos separemos de nuestros objetivos reales.
  • Conocimiento de las tecnologías habilitadoras. En el ámbito de la industria 4.0 hay que tener claro qué te puede dar cada tecnología y qué no te va a dar; usar estas tecnologías como una caja de herramientas, que no te usen ellas a ti ¡!
  • Metodología de proyecto ágil. Los proyectos de transformación digital son proyectos iterativos, a cada paso pueden cambiar objetivos, matizar los planteamientos iniciales, etc. Siempre empezaremos por un piloto y escalaremos después.

En cuanto al campo de actuación, es muy amplio y diverso; entre los retos donde la digitalización marcará la diferencia encontramos:

  • Mejorar la productividad y la disponibilidad de grúas y otros activos críticos. La sensorización (IIoT) y el tratamiento de datos (AI, Machine Learning) de los activos nos darán información por adelantado, prediciendo averías y reduciendo riesgos. En este campo se sitúa el proyecto PREDICRANE que estamos desarrollando con Tecnalia. Tiene el objetivo de desarrollar los algoritmos y alarmas necesarias para disponer de esta información, lo que será un salto cualitativo en la toma de decisiones operativas.

Dentro de esta visión de prognosis del mantenimiento también se incluirá la parte estructural (SHM); tenemos las tecnologías habilitadoras de un sistema que nos avise de grietas y su crecimiento. Ya existen proyectos en marcha en este ámbito.

  • ¿Cómo interacciona el barco con la terminal? ¿Estamos optimizando toda la cadena logística o sólo la planificación de la terminal? El estado del arte actual provee de magníficas soluciones en la gestión de la carga y descarga en una terminal. La planificación de la posición de los contenedores, el orden de carga según destino, las contingencias… En este ámbito la inteligencia artificial y los algoritmos de aprendizaje tendrán una presencia determinante.
  • La inteligencia artificial será una disciplina transversal, ayudará a generar un ADN común en la toma de decisiones diaria. Igual que ahora nos parece imposible trabajar sin email o internet, la AI estará presente en todas las decisiones operativas.

Serán necesarios perfiles que introduzcan estos conocimientos en las terminales y las navieras. La clásica división en operaciones y mantenimiento se difuminará para dar paso a una visión más global.

Los conceptos detrás de estas tecnologías llevan años con nosotros, pero ahora los avances en computación, fabricación y comunicaciones nos permiten su desarrollo. La capacidad de estas tecnologías de solucionar problemas, generar oportunidades y romper el mercado están sobradamente demostradas en otros sectores.

La industria 4.0 seguirá penetrando en el mundo de las terminales portuarias y navieras, ayudando a mejorar los resultados que se entregan al cliente, la eficiencia, la productividad, la sostenibilidad y la seguridad.

Autor: Ismael Bienvenido, Managing Director y responsable de Transformación Digital de Zeuko

Anterior
Más vida útil para un puente grúa Urbasa de 1969
Siguiente
Renovamos nuestra web
Menú